Por Víctor Sánchez Baños

Las importaciones agroalimentarias sumaron 1,567 millones de dólares el año pasado, con un insignificante crecimiento de 250 millones de pesos desde el 2013. Empresarios mexicanos pierden oportunidades fabulosas de aguacate, carne de cerdo y cerveza, que pueden ampliar su presencia en aquel poblado continente.

Nuestros principales clientes son Corea de Sur y China tienen una leve, pero creciente demanda de productos mexicanos, fundamentalmente el aguacate, mismas que crecieron en el mundo en los últimos años hasta ubicarse en 1,106 millones de dólares.

De esta cifra, el 9%, alrededor de 107 millones de dólares, se destinaron a Asia, donde Japón es el principal mercado, con 81 millones de dólares. Les sigue Cina con 25; Hong Kong, 7 y Corea del Sur, con 5 millones de dólares.

En lo que respecta a carne de cerdo, Asia es el principal destino internacional. De los 528 millones de dólares que exportamos, 90% fueron a ese continente y tan sólo Japón compró 416 millones de dólares, Corea del Sur, 58, China 2 millones.

La cerveza mexicana es valorada en todo el mundo y exportamos 3,769 millones de dólares, y sólo el 3% se exporta al continente asiático.

Ellos compraron sólo 85 millones de dólares donde China acaparó 82 millones y el resto se repartieron entre Japón, Corea del Sur y Taiwán.

A pesar de ser un mercado con más de 6 mil millones de habitantes, los productores mexicanos poco se preocupan por enviar mercancías a esos países y promoverse. Nuestros productos cuentan con calidad y presentación. Sin embargo, la promoción tanto del gobierno como de los mismos empresarios, es materialmente nula.

Ellos pierden de vista que podemos venderles mucho y competir en calidad y precio. Sin embargo, prefieren dejar el mercado a las importaciones. Mal negocio para le país.

poderydinero.mx

vsb@poderydinero.mx

@vsanchezbanos

LEAVE A REPLY